Header Ads

4. Necesidades primarias y secundarias

Vídeo explicativo. Necesidades primarias y secundarias


Hay muchas clasificaciones de necesidades. Nosotros nos centraremos en la diferencia entre primarias y secundarias. 


1. Necesidades básicas o primarias.

Las necesidades primarias son aquellas que son necesario satisfacer para poder sobrevivir: alimentación, vestido y vivienda.

En una sociedad desarrollada están prácticamente cubiertas para la mayoría de la población. Sin embargo, la evolución de nuestra sociedad hace que se haya ampliado el concepto de necesidades primarias, por ejemplo, contemplando la educación y la sanidad. Por ello, hoy se consideran necesidades primarias todas aquellas que hay que satisfacer para poder ejercer plenamente como ciudadano.

El bienestar humano no consiste solamente en la mera supervivencia, sino en poder disponer de todo aquello que permite el desarrollo integral (económico, social y cultural) de la persona sin que esta se sienta excluida por la sociedad. Por ejemplo, internet es cada vez más necesario) y no acceder a ello puede provocar cierta exclusión. Igualmente, un frigorífico o un teléfono no es básico para la supervivencia (y hace años muchas personas no lo tenían), pero cuando la sociedad evoluciona y la inmensa mayoría de los ciudadanos consideran cómo básica una necesidad, aquellos que no la cubran están en riesgo de exclusión social. Desde ese punto de vista, educación, sanidad, internet o un frigorífico son también necesidades primarias, aunque no sean imprescindibles para la supervivencia.


Precisamente este concepto nos permite diferenciar dos tipos de pobreza.

2. Necesidades secundarias. 

Las necesidades secundarias son aquellas que me permiten aumentar mi bienestar al cubrirlas

Aparte de las básicas, el hombre tiene otro tipo de necesidades cada vez más evolucionadas como el ocio, la comunicación, etc. Una vez que el ser humano cubre estas necesidades primarias, se centra en aquellas que le permitan aumentar su satisfacción y bienestar. Son ilimitadas y a medida que se cubren surgen otras nuevas. Además, dependen del lugar o época en que vivimos.

Por ejemplo, muchas personas ven imprescindible vestir marcas caras, necesidad que probablemente no tengan en una pequeña aldea. 


A continuación, veamos la pirámide de Maslow.




2 comentarios:

Con la tecnología de Blogger.