Header Ads

1.5. POLÍTICAS DE EMPLEO


¿Qué es el SEPE?

El Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) es un organismo del Estado  que, junto con los Servicios Públicos de Empleo de las Comunidades Autónomas, forma el Sistema Nacional de Empleo. 

Se encarga de gestionar todo lo relacionado con los desempleados: Orientación para buscar trabajo, formación, las ayudas del paro etc.

Las políticas de empleo son también gestionadas por el SEPE con las oficinas que tienen a lo largo de las  50 provincias, más Ceuta y Melilla. Todas estas oficinas es lo que se conoce como el Sistema Nacional de Empleo. Dentro de las políticas de empleo tenemos que diferencias entre políticas activas y pasivas de empleo.


POLÍTICAS ACTIVAS DE EMPLEO

Son todas aquellas medidas y programas que se realizan en España a través del el Sistema Nacional de Empleo  para reducir el desempleo de país.

Hay muchas medidas que el gobierno realiza para combatir el desempleo. Para que sea más fácil de organizar, vamos a ver las medidas para luchar para cada tipo de desempleo.

1. Medidas para el desempleo friccional.

Recuerda que el que está relacionado con el tiempo de búsqueda de empleo, cuando los trabajadores buscan un empleo que se ajuste a sus necesidades. Algunas medidas son:

Mejorar el funcionamiento del SEPE, para que ayude a los parados a encontrar antes trabajo. Para ello el SEPE tiene una especie de asesores que orientan a los trabajadores y les hacen recomendaciones para encontrar empleo. España no tiene muchos de estos asesores para la cantidad tan grande de desempleados
Fomentar la existencia de entidades privadas que intermedian entre trabajadores y empresas (ETT). Las ETT hacen una actividad parecida a la anterior del SEPE. Ponen en contacto trabajadores y empresas. Cuantas más empresas haya de este tipo, los trabajadores antes pueden encontrar trabajo.

2. Medidas para desempleo estacional.

El desempleo estacional es complicado de reducir en algunos sectores, ya que en España hay gran dependencia del turismo. Posibles medidas serían.

Diversificar la actividad, de manera que algunas empresas puedan dedicarse a otras actividades en otras épocas de año.
Facilitar a los trabajadores estacionales la movilidad a otros lugares (mediante ayudas por ejemplo). Muchas personas podrían encontrar trabajo lejos de su localidad, pero tienen algunas dificultades que les impide hacerlo.

3. Medidas contra el desempleo estructural.

Es el más preocupante, ya que se debe a falta de cualificación de trabajadores o grupos de trabajadores que son muy perjudicados por el desempleo (mujeres, mayores de 45 años, jóvenes, discapacitados). Algunas medidas son:

Bonificaciones a empresas. Son compensaciones que se dan a empresas cuando contratan a grupos desfavorecidos en el empleo. Como hemos dicho anteriormente, los mayores de 45 años, los discapacitados y las mujeres suelen tener más problemas para encontrar empleo.
Formación profesional a los desempleados. Atendiendo especialmente a la reeducación profesional de discapacitados, jóvenes con pocos estudios y adultos de mayor edad.
Formación continua a los trabajadores. De manera que  puedan actualizarse de manera continua ante los cambios en el modelo productivo.
Invertir en el sistema educativo. Al fin y al cabo, el colegio es el primer lugar donde los trabajadores empiezan a formarse.

4. Medidas contra el desempleo cíclico.

El desempleo cíclico es el que ocurre durante las crisis debido a que las familias tienen menos dinero y  dejan de consumir y por tanto las empresas producen menos, despidiendo así a trabajadores. Podemos hablar de dos tipos de medidas.

Medidas que permitan a las familias a seguir consumiendo. Si las familias mantienen su consumo, las empresas seguirán produciendo y no despedirán trabajadores. En temas posteriores veremos como las ayudas o menores impuestos pueden ser muy efectivos.
Medidas que permitan a las empresas a seguir produciendo. En este caso son las empresas las que reciben ayudas para producir. De esta manera necesitarán trabajadores y se podrá reducir el desempleo.

POLÍTICAS PASIVAS  DE EMPLEO

Son aquellas medidas que buscan mantener la renta de los desempleados el tiempo que estos no tienen un empleo. Son por lo tanto las prestaciones que se les pagan a los desempleados, o las compensaciones a aquellas personas que se han prejubilados.

En España para cobrar las prestaciones por desempleo hay que cumplir algunos requisitos, como por ejemplo que se debe haber trabajado un mínimo de 6 meses antes de haberse quedado desempleado. El máximo que se puede cobrar esta ayuda son 2 años.

Todas estas ayudas ascienden a 18.000 euros en España en 2017, por lo que es una cuantía importante. Además, durante la crisis se activó el plan PREPARA, por el que ayudaba con 400 euros al mes a aquellas personas que ya habían agotado su prestación.


Por lo tanto las políticas pasivas de empleo no se centran tanto en reducir las cifras del paro sino en ayudar a los desempleados, aunque si bien es cierto que permitiendo las prejubilaciones de algunas personas, se fomenta que estas se sustituyan por jóvenes.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.