Header Ads

2.1 ¿Por qué hay comercio entre países?

foto: ceuandalucia

Hace unos años, cuando estaba estudiando la oposición tenía problemas para sacar notas altas en las asignaturas con mucha teoría. Aprobaba, incluso sacaba notables, pero no llegaba a redondear la faena. Mi especialidad siempre fue, desde pequeñito, las materias con problemas en donde, con muy poco esfuerzo, conseguía grandes notas.

Años más tarde encontré la compañera de estudio perfecta. Era creativa e imaginativa y capaz de entender y aplicar la teoría como nadie, pero tenía muchos problemas a la hora entender los problemas numéricos.

A partir de ahí nos especializábamos en lo que mejor sabíamos hacer. Ella todavía le dedicó más tiempo a su punto fuerte, la teoría, y luego me la explicaba con todo lujo de detalles. Yo hacía lo mismo con los problemas. El resultado fue que al dedicarnos sólo a lo que mejor sabíamos hacer y luego intercambiar conocimiento, estábamos ahorrando mucho tiempo. Además, no sólo ganamos tiempo, sino que subimos nuestras notas. Se acaba de producir un comercio muy positivo para los dos. Lo mismo ocurre con el comercio internacional.

¿Qué es el comercio internacional?

El comercio internacional consiste en la compra-venta de bienes y servicios entre diferentes países. De esta manera, cuando un país vende algo a otro decimos que hay una exportación y cuando compra del exterior hablaremos de importación.

Por supuesto, en toda transacción hay una exportación e importación al mismo tiempo. Si España compra un coche alemán, eso supondría una importación española (que compra en el exterior) y una exportación para Alemania (que vende al exterior)

¿Por qué hay comercio internacional?

La principal razón de que exista comercio internacional es que los países cuentan con recursos distintos. Esto hace que unos países sean capaces de producir unos productos mejor o más barato, por lo que es lógico especializarse en producir aquellos bienes y comprar del exterior aquellos que un país no es capaz de producir tan barato.

Las razones por las que existen estas diferencias que provocan la especialización entre países y hacen que surja el comercio internacional son las siguientes.

1. Diferencias en clima

El clima es muy importante para poder producir determinados bienes. Así, por ejemplo, el clima tropical es especialmente importante para cultivar café, lo que explicar que Colombia tenga unas condiciones idóneas para ello. España cuenta con una gran cantidad de horas de sol y un gran clima gran parte del año, por lo que podemos ofrecer turismo a través de muchas de nuestras ciudades costeras. Que Colombia sea el número en exportar café, y España el número en turismo de playa se debe especialmente a estas condiciones.

2. Diferencias en los factores productivos

No todos los países cuentan con los mismos factores productivos. En general, los países podrán producir más los bienes que necesiten el factor productivo que tienen en abundancia.  Por ejemplo, países como Brasil tienen abundantes bosques que le permiten ser uno de los principales vendedores de madera. Algo parecido pasa con Arabia Saudí que al tener unas grandes reservas de petróleo es el principal vendedor del mundo.
Pero las diferencias en factores no ocurren sólo en los recursos naturales (como bosques o petróleo) sino que también suceden con capital y trabajo. Algunos países tienen una gran cantidad de capital, como Alemania, lo que les permite tener una potente industria y ser un poderoso fabricante de automóviles. En otros países como China la abundancia es en los trabajadores, por lo que es lógico que fabriquen productos que necesiten mucha mano de obra, como la ropa, por ejemplo.

3. Diferencias en tecnología y en capital humano
Algunos países han desarrollado una mejor tecnología. Por ejemplo, Japón, que ha desarrollado métodos de producción que le permiten producir coches muy baratos que le permiten competir con los alemanes. Los suizos también desarrollaron una gran tecnología para fabricar relojes, lo que le permite vender a muchos países.

La cualificación de los trabajadores (el capital humano) también es muy importante. En Estados Unidos por ejemplo hay una gran cualificación en el terreno de la informática, lo que explica que allí surjan empresas como Google, Apple o Facebook.

4. Diferencias en gustos.

Aunque todas las empresas tuvieran los mismos factores productivos o tecnología también podríamos estar interesado en el comercio internacional. Por ejemplo, España e Italia podrían producir ropa al mismo coste y fijar el mismo precio, pero los españoles podríamos estar interesados en comprar ropa italiana porque nos gusta más su estilo.

Es decir, las diferencias en gustos también provocan que hay compras entre los diferentes países
.
5. Posibilidad de ampliar mercados y reducir costes (economías de escala)

El comercio internacional permite a las empresas aumentar mucho la producción. Por ejemplo, Coca-Cola vende en más de 200 países y Zara lo hace en 93. Tal y como estudiamos en el tema 3, cuando las empresas producen mucho, tienen la posibilidad crear mejores métodos de producción y así abaratar costes.

CONCLUSIÓN.

En definitiva, todos estos factores provocan diferencias entre países a la hora de producir bienes. Los países se especializarán en aquellos productos para los cuáles están mejor preparados y las empresas podrán producir grandes cantidades y disminuir costes.
Pero ahora tal vez te esté surgiendo una pregunta, ¿qué ocurre sin un país es el más preparado para producir muchos bienes? ¿Y si un país no está preparado para producir un bien más barato que nadie?
En realidad, un país se especializará en aquellos bienes para los cuáles tenga una ventaja comparativa con los demás. Vamos a explicarlo en el siguiente punto.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.